miércoles, 18 de julio de 2007

NANAS DE LA CEBOLLA


"Estos días me los he pasado cavilando sobre tu situación, cada día más difícil. El olor de la cebolla que comes me llega hasta aquí, y mi niño se sentirá indignado de mamar y sacar zumo de cebolla en vez de leche. Para que lo consueles, te mando esas coplillas que le he hecho, ya que aquí no hay para mí otro quehacer que escribiros a vosotros o desesperarme..."

La cebolla es escarcha
cerrada y pobre.
Escarcha de tus días
y de mis noches.
Hambre y cebolla,
hielo negro y escarcha
grande y redonda.
.
En la cuna del hambre
mi niño estaba.
Con sangre de cebolla
se amamantaba.
Pero tu sangre,
escarchada de azúcar,
cebolla y hambre.
.
Una mujer morena
resuelta en luna
se derrama hilo a hilo
sobre la cuna.
Ríete, niño,
que te traigo la luna
cuando es preciso.
.
Alondra de mi casa,
ríete mucho.
Es tu risa en tus ojos
la luz del mundo.
Ríete tanto
que mi alma al oírte
bata el espacio.
.
Tu risa me hace libre,
me pone alas.
Soledades me quita,
cárcel me arranca.
Boca que vuela,
corazón que en tus labios
relampaguea.
.
Es tu risa la espada
más victoriosa,
vencedor de las flores
y las alondras
Rival del sol.
Porvenir de mis huesos
y de mi amor.
.
La carne aleteante,
súbito el párpado,
el vivir como nunca
coloreado.
¡Cuánto jilguero
se remonta, aletea,
desde tu cuerpo!
.
Desperté de ser niño:
nunca despiertes.
Triste llevo la boca:
ríete siempre.
Siempre en la cuna,
defendiendo la risa
pluma por pluma.
.
Ser de vuelo tan lato,
tan extendido,
que tu carne es el cielo
recién nacido.
¡Si yo pudiera
remontarme al origen
de tu carrera!
.
Al octavo mes ríes
con cinco azahares.
Con cinco diminutas
ferocidades.
Con cinco dientes
como cinco jazmines
adolescentes.
.
Frontera de los besos
serán mañana,
cuando en la dentadura
sientas un arma.
Sientas un fuego
correr dientes abajo
buscando el centro.
.
Vuela niño en la doble
luna del pecho:
él, triste de cebolla,
tú, satisfecho.
No te derrumbes.
No sepas lo que pasa ni
lo que ocurre.


MIGUEL HERNÁNDEZ



JOAN MANUEL SERRAT


* Siempre me ha emocionado este poema, que dedicó Miguel Hernández desde la cárcel a su hijo recién nacido, después de recibir una carta de su mujer en la que ésta le decía que pasaban mucho hambre y que sólo tenía para alimentarse pan y cebolla.

** "Naturaleza muerta de cebollas y botella" de CEZANNE

13 comentarios:

conde-duque dijo...

Me ha encantado esta entrada. El poema y el cuadro.
"La cebolla es escarcha cerrada y pobre".
Un beso.
PD: si vas a Bélgica, ¿cuándo piensas ir a las Galicias?

desconvencida dijo...

Gracias conde-duque... el mérito es de Miguel Hernández y su exquisita sensibilidad...

A Bruselas voy el 6 de Agosto, y tenía pensado ir a Galicia el 13 de Agosto una semana, pero estoy pensándomelo mucho, creo que me descuelgo de ese plan porque voy a tener muchos gastos este mes, esto de amueblar una casa era algo que no tenía previsto, además de otros gastos importantes (el IVA etc), así que me temo que no iré :(

¡es el precio de mi independencia!

Alex dijo...

Y qué buena canción aquella que compuso Serrat con estos versos.

desconvencida dijo...

Cierto, Alex, no la recordaba,y eso que la conocía... He editado el post para añadirla :), gracias...

atikus dijo...

Con el hambre que se pasa en el mundo y nosotros quejandonos de cada cosa...que tenemos cada vicio mas tonto!!!

Bueno y Cezanne que... otra vez campeón de Europa??...ese es otro vicio...el Fútbol..era para quitar hierro al asunto, y como Cezanne, me sonaba a Zidanne...un juego de palabras...¿que tontería no??

El futuro bloguero dijo...

Siempre fue precioso el poema, y la versión de Serrat. Como contaba en el blog, me suspendieron el concierto Sabina-Serrat en Santiago el sábado pasado.

En fin...

Por cierto que buena elección el Cezanne, (joé atikus con el chistecito, jaja que malo)

desconvencida dijo...

Cierto, atikus, está bien caer en la cuenta de vez en cuando...

jajajaja, sí que es malo, pero me gustan los juegos de palabras...

Vaya, Futuro Bloguero, qué mala pata, cómo fastidia que le suspendan a uno un concierto...

Alex dijo...

Bueno, no pretendía señarlar un olvido. Más bien era una referencia a un recuerdo de niño. Mis profesores solían colocar esa canción y otras de Serrat, Aute y Victor Jara como fondo durante las clases.

desconvencida dijo...

¡Vaya profes más "progres" tenías, Alex!

tarta de manzana dijo...

me trae muy buenos recuerdos Miguel Hernández, porque precisamente su casa en Orihuela, con el huerto y lo demás, me la enseñó la escritora viva que más admiro.
ella me habló de otro poema de Hernández, que era fantástico. A ver si lo puedo localizar para ti.

el escaparatista dijo...

He estado un rato distraído en el blog de tu amigo El detective amaestrado. Menudo canarión: qué bien escribe. Ya se lo dije, aunque entonces no estaba seguro de haber llegado a él a través de ti. ¿Estás mejor? Espero que sí, Me gustaría explicarte, sin maldad, que mis dosis de cariño y paciencia con mi abuela se agotaron cuando cumplió 100 años. Tal vez no es cierto. Y, por supuesto, ella no es tu abuelo. Un beso

desconvencida dijo...

tarta, ¿quién es esa escritora? Cuéntanos... Espero ese poema :)

El detective amaestrado es uno de mis blogs favoritos, escaparatista, aunque no siempre le dejo comentarios, la mayor parte de las veces me deja sin palabras, pero disfruto mucho de sus escritos...

Ya estoy mejor, muchas gracias, un beso :)

desconvencida dijo...

¿a cuántos años llegó tu abuela? Por curiosidad...

 
Free counter and web stats