jueves, 25 de octubre de 2007

BIRD



El miércoles empecé la mañana escuchando jazz, simplemente abrí la ventana y comenzaron a llegar hasta mi habitación las notas de un saxofón desde el conservatorio de música que está en frente de mi casa , preludio de la película que vería esa noche, basada en la vida del más grande saxofonista del Siglo XX : Charlie Parker.

“Bird” (1.988), fue dirigida por Clint Eastwood con toda la pasión de un entusiasta del jazz y del propio Charlie Parker, a quien Eastwood tuvo oportunidad de ver tocar en directo una vez. Forest Whitaker, en su primer papel protagonista, se mete de lleno en el personaje y ofrece una interpretación magistral.

Para afrontar este biopic, Eastwood tuvo muy en cuenta el asesoramiento de una de las personas que más cerca estuvo del célebre músico durante su vida y quizás quien más le llegó a conocer y comprender en todas sus circunstancias y problemas: su esposa y madre de sus dos hijos Chan Parker:


En la imagen: Clint Eastwwod, Chan Parker y su hija Kim en el set de rodaje.

De todas formas no nos encontramos ante el típico biopic, ya que Eastwood eligió no seguir un orden cronológico, y la acción se desarrolla entre flashbacks con el más trepidante ritmo de una melodía de jazz (y con una banda sonora excepcional que cuenta con melodías originales de Parker, incluida alguna inédita facilitada por su viuda) , tan bien hilados que consiguen hacernos llegar la historia con total facilidad.

Así seguimos a "Bird" Parker en sus inicios, en su ascenso a la fama, vemos como conoce a la mujer de su vida (Chan Parker) y cómo muchas otras se cruzan en su camino, asistimos al difícil aterrizaje del BeBop en la costa Oeste americana, y sobre todo somos testigos del descenso a los infiernos de Paker a causa de su adicción a las drogas. En el ambiente musical de aquella época era habitual que los músicos afrontaran las largas noches de trabajo con la "ayuda extra" no sólo del alcohol, sino también de pastillas, heroína, etc... Muchos fueron los músicos que se echaron a perder por esta causa, aunque la mayoría consideraba estos hábitos algo necesario para lograr la inspiración. En cualquier caso también era habitual el hostigamiento de la Policía a los artistas (ya que se sabía claramente los que eran adictos y no había posibilidad de fallo, siempre llevaban droga encima) , como bien relató Billie Holiday en sus memorias "Lady Day Sing The Blues" ,de las que hace tiempo os hablé, y Parker no se libró de ser internado en varios centros de salud mental por esta causa. La depresión en la que se sumió tras la prematura muerte de su hija Pree debida a una neumonía, y las varias úlceras sangrantes, una cirrosis aguda que padecía precipitaron el final de este gran intérprete.


"Las vidas de los americanos no tienen segundo acto". Esta célebre y teatral frase de F. Scott Fitzgerald (con la que Eastwood da comienzo a la película) es claramente aplicable a la excesiva vida de Parker, que llegó a su fin a la temprana edad de 34 años, a causa de un ataque al corazón. El forense, al ver su deteriorado cuerpo, lo tomó por el de un hombre de 64 años. Un temprano y triste final para un músico inolvidable.



19 comentarios:

alain dijo...

Estupenda película!!
Yo la ví hace mucho, me acuerdo bien pero me gustaría verla otra vez, y es que Forrest Whitaker es un actor fabuloso!!!

El tío Clint tiene otra película (no me acuerdo del nombre) sobre un músico de country tísico que está muy bien, no sé si es sobre Hank Williams pero podría serlo. Ya ven ustedes lo bien que me acuerdo de ella, fue la típica que ves sin más y te encanta.

Cuando algunos dicen que George Clooney no es más que un actor con pretensiones de director al que no hay que prestar demasiada atención, debería acordarse que lo mismo se decía de Eastwood, y vaya pelis que ha dirigido ya!!

¿Cómo la semana? Ánimo, que ya queda menos...

desconvencida dijo...

La semana va bien, alain, se me está haciendo laaarga y yo hace mucho frío aquí, parece el primer día realmente invernal, pero bueno...

Yo no recordaba haberla visto y la verdad es que disfruté mucho el otro día, a pesar de su larga duración, se me hizo muy corta!

Eastwood es ya un director más que consagrado, ha dirigido más de 20 películas! Las hay mejores y peores, pero desde luego las que son realmente buenas se salen, como esta :)

julionarrow dijo...

Yo contento por el frío y por el jazz, que apetece más que nunca. Me encanta que una música agradable pase por mi ventana entreabierta, es como una vida amable que se cuela sin querer en la tuya.
Y muy bien por ver la peli, ya te dije que te gustaría, además sin eufemismos ni nada, es directa y preciosa, y el gran Forrest que tan bien estaba en la peli de Jarmusch "Ghost Dog". Además del dvd tengo la BSO, así que ya sabes.
Un beso cálido contra los rigores del invierno.

Red River dijo...

Grandiosa película, pero sobre todo, grandioso despiste el mío!

felicidades por el miércoles, sabes que sinceras.

Y por estos lugares que nos han hecho conocernos!

beso.

desconvencida dijo...

* Es verdad que el frío y el jazz casan muy bien, Julio... qué bien está Whitaker en Ghost Dog, cierto :)

Un beso

* Gracias Red River, nos han ayudado a conocernos, ya conociéndonos antes, jajajaja :D
Saludos a Ella ;)

narrow dijo...

Es de esos actores llenos de humanidad que te hacen cercano al personaje, tal vez por su calidez. Y de Clint, no hay más que añadir, lo has dicho estupendamente, otro de los enormísimos cronopios de lo que hablaba Cortázar. ¿A quién se le ocurre morirse de un ataque de risa? Sólo a un genio.
Otro beso para ti, y gracias, de nuevo, por el blog y tu amabilidad en las respuestas.

Mondo Gitane dijo...

La semana pasada pasé por la casa donde habitó este prohombre del bop y el shot-in-the-vein. le eché una afoto a la placa que tienen en la fachada, le interesa?

desconvencida dijo...

Claro que si, Mondo, lei en Belle de Jour que habias estado en NY, que envidia! Mandamela ;)

desconvencida dijo...

Julio Narrow, cierto, puestos a morirse mejor hacerlo de risa, como Charlie "Bird"...

Alex dijo...

Una película grande que provocó que la mayoría de los críticos de la época mirasen al tío Clint de otro modo, lejos de la imagen fascistoide que le habían colgado. Una pena que se tardase tanto en reconocer a alguien que ya había firmado media docena de películas excelentes como "El Jinete Pálido", "El Fuera de la Ley", "Primavera en Otoño" o "Play Misty for Me".

Nadie tocó April in Paris como el pájaro.

Por cierto, no muy lejos de mi casa hay un conservatorio. Un extenso edificio blanco de cuatro plantas. Suelen dejar las ventanas abiertas y no es difícil escuchar la música. La plaza donde está ubicada (de acertado nombre: plaza de Pau Casals) está equipada incluso uno de esos altillos techados en los que una banda toca las tardes de verano. Pero como esto es Suburbia, en lugar de por una orquesta suele estar ocupado por pandillas de porretas que se marcan unos conciertos de trompeta que ni Louis Armstrong... Ahora entiendo porqué tanto abuelete se sienta a su lado cada tarde. Cogen el punto para todo el mes.

Francisco Machuca dijo...

Amo la música de Charlie.Amo a Charlie.Para mí no es un músico,sino el músico por excelencia.Me gustó mucho la película,pero debo decir algo en favor de todos los músicos de jazz.Creo que el cine nunca les rindió el homenaje que se merecían.Creo que no se ha realizado todavía una película sobre un músico de jazz a la altura que merece,y eso que las he visto todas.Tavernier fracasó con su filme Viaje a la medianoche,y eso que contaba con el mismísimo Dexter Gordon.Tampo se ha escrito un libro que trate sobre éste tema.Fíjate,mi querida desconvencida,lo que hizo Premminger con el gran Duke Ellington en Anatomía de un asesinato.Los ejemplos son numerosos.
Besos.

koolauleproso dijo...

¡Qué ganas tengo de ver esta película!. La he buscado en emule, por donde he podido ver muchas de las que me habían quedado "aparcadas", pero no hay un archivo del que me pueda fiar (a mi me sacan del castellano, y no entiendo nada). A ver si alguna cadena se decide a emitirla, porque, de una u otra manera, he visto prácticamente toda la filmografía de Eatwood como director (una de las más gloriosas de la historia, a mi modesto entender), y esta creo que es la única que me falta

koolauleproso dijo...

¡Qué ganas tengo de ver esta película!. La he buscado en emule, por donde he podido ver muchas de las que me habían quedado "aparcadas", pero no hay un archivo del que me pueda fiar (a mi me sacan del castellano, y no entiendo nada). A ver si alguna cadena se decide a emitirla, porque, de una u otra manera, he visto prácticamente toda la filmografía de Eatwood como director (una de las más gloriosas de la historia, a mi modesto entender), y esta creo que es la única que me falta

NoSurrender dijo...

Es una gran película, estoy seguro de que la disfrutarás. Lo suyo es hacer programa doble y poner luego Round Midnight, la de Tavernier sobre Dexter Gordon :)

Joé, desconvencida, me has hecho poner a Charlie Parker en casa nada más leerte.

Gracias!

desconvencida dijo...

* Qué razón tienes Alex, aunque supongo que nunca es lo suficientemente tarde si se reconoce el talento donde sobra a raudales... lo cierto es que a Eastwood le ha costado mucho sacudirse de encima su imagen de actor de acción(la parte "negativa" que esto pueda conllevar), como bien decía alain por ahí arriba...

jajaja, los abueletes sí que saben ;)

*Francisco Machuca, emocionan tus palabras entusiastas... supongo que tienes razón, es complicado reflejar en una película la esencia de un músico como Parker, igual que lo fue para Milos Forman reflejar la genialidad de Mozart... pero en cualquier caso estas películas nos acercan a su música, que es la que guarda la esencia de estos artistas, para el que sepa apreciarla.

* Koolau, a ver si hay suerte, a mi a veces me pasa con la mula, no siempre encuentro lo que busco, no sé si es que no sé buscar bien (no la uso hace mucho)... en cualquier caso quizás la puedas alquilar en alguna biblioteca o videoclub, no tiene que ser muy difícil de encontrar. Suerte :)

* Gracias por el comentario, No Surrender, no se me ocurre mejor banda sonora para leer este post :)

Jesús Jeronimo dijo...

Gran peli. Aunque no soy lo que se dice un experto en jazz, disfruto mucho con algun disco que tengo de Parker y sobre todo con el Kind Of Blue de Miles Davis, discazo que merece alguna vez un post desconvencido.

Mad Hatter dijo...

Uno de los pocos principios infalibles que existen es que todo lo que hace Cleant Eastwood está bien o muy bien.

EMILIO CALVO DE MORA dijo...

Esto lo estoy tocando mañana.
Es una frase de Julio Cortázar puesta en la boca de un Charlie Parker decadente, ya tocado. El cuento es El perseguidor.
La película, una revelación. Tengo un amigo que empezó a pedirme discos de jazz por la cinta.
Ahora yo se los pido de vez en cuando a él.

desconvencida dijo...

* J.J., supongo que no hay que ser un gran experto en jazz para que la musica de Parker te llegue adentro, a mi me ha alegrado la mañana mientras limpiaba la casa de arriba a abajo (hoy tengo mi primera visita!).

Gracias por la sugerencia, ya caera el Kind of Blue ;)

* Mad Hatter, me gusta ese principio :D

* Emilio, gran cuento, hace poco puse aqui un fragmento:

http://desconvencida.blogspot.com/2007/09/charlie-parker.html

Que suerte tener una amigo asi <(lo digo por ambos :)

 
Free counter and web stats