jueves, 9 de noviembre de 2006

BROMAS SOÑADAS


LUIS BUÑUEL

Un día, estando con Luís Alcoriza en San José Purúa, trabajando en un guión, bajamos los dos al río con un rifle. Al llegar a la orilla agarro de repente a Alcoriza por un brazo y señalo hacia la otra orilla. Hay un pájaro soberbio posado en una rama. ¡Es un águila!

Luís se echa el rifle a la cara y dispara. El ave cae entre los matorrales. Luís cruza el río, metiéndose en el agua hasta los hombros, aparta las ramas y encuentra un pájaro disecado. De una pata cuelga una etiqueta con el nombre de la tienda en que lo compré.

Otro día, Alcoriza y yo estamos cenando en el comedor de San José. Una mujer guapísima y sola se sienta en una mesa cercana. Inmediatamente y como es natural, la mirada de Luís se dirige hacia ella. Yo le digo:

- Luís, ya sabes que hemos venido aquí a trabajar y que no me gusta que pierdas el tiempo mirando a las mujeres.

- Sí, ya lo sé -contesta él-. Perdona.

Seguimos cenando.

Al cabo de un rato, a los postres, la mirada de Luís se vuelve otra vez irresistiblemente hacia la bella solitaria. Ella le devuelve la sonrisa.

Yo me pongo furioso y le recuerdo que hemos ido a San José para escribir un guión. Le digo también que su actitud de macho me desagrada. Él se enfada y me contesta que, cuando una mujer le sonríe, su deber de caballero es devolverle la sonrisa.

Indignado, me levanto de la mesa y me voy a mi cuarto.

Alcoriza se calma, termina el postre y se sienta con su hermosa vecina. Se presentan, toman café y charlan un rato. Después, Alcoriza acompaña a su conquista a su habitación. La desnuda amorosamente y descubre, tatuadas en su vientre, estas cuatro palabras: Cortesía de Luis Buñuel.

La mujer es una elegante puta de México a la que yo he traído a San José, pagando su peso en oro, y que ha seguido fielmente mis instrucciones.

Por supuesto, tanto el lance del águila como el de la puta son bromas soñadas, nada más. Pero estoy seguro de que Alcoriza habría sucumbido, por lo menos la segunda vez.

LUIS BUÑUEL Y JEAN-CLAUDE CARRIÈRE "Mi último suspiro"

*Siguiendo la estela de memento de estos días, hoy pongo aquí un fragmento de las excepcionales memorias del gran director de cine Luis Buñuel, que os recomiendo a todos los que queráis pasar un buen rato aprendiendo sobre el séptimo arte y la interesante vida del "Gigante de Calanda".


LUIS ALCORIZA

15 comentarios:

pazzos dijo...

La broma del pájaro la encuentro un poco burda, pero la otra me parece más propia del genio burlón de Buñuel. Pero lo de que fue una broma soñada me suena un poco a excusa de cara a la galería.

adrián dijo...

Buñuel es muy grande, además su personalidad (o la que nos han dejado de él) es como una confirmación de lo que una y otra vez dijo en sus películas, hay tantas anécdotas y sus aficiones... me encantaría tener ese librito. un beso amaya.

Alex dijo...

Bueno, no he leído el libro, pero cuento una que tal vez esté recogida en el libro...

Tras llegar a los States con un contrato temporal, la Metro no sabía qué hacer con él. Así que Buñuel se pasaba el día de aquí para allá, vagando entre aquellos enormes decorados y multitudes de gente que revoloteaba por todas partes.

Un día se coló en un plató en el que rodaja la Garbo. Se sentó en un costado y allí se quedó... hasta que la diva sueca se dio cuenta de su presencia pasiva y ordenó que le echasen.

Aquello fue demasiado para su orgullo. Hizo las maletas y se largó a Mexico.

Odió la industria Hollywoodiense a muerte el resto de sus días. En particular a la Garbo, a quien menospreciaba en cuanto alguien hablaba de ella. Una de sus más famosas citas al respecto fue aquella en la que afirmaba ser capaz de adivinar el final de cualquier película americana (burlandose de su previsibilidad y falta de imaginación) a los cinco minutos de metraje.

Un loco genial y entrañable, a pesar de su legendario mal humor, una pose más que otra cosa.

Alex dijo...

¿Rodaja la Garbo?... Juro que ni soy Jack the Ripper, ni el toro que se cargó a Manolete/Brody.

Tengo que empezar a leer lo que escribo antes de darle a la puñetera tecla.

desconvencida dijo...

Pazzos,es cierto que la primera es un poco simple, pero recuerdo haberme leído un buen rato leyendo este párrafo del libro. Bromas soñadas o no, son muestra del sentido del humor de Buñuel, que comparto :D

hola Adrián, me alegro de verte por aquí... si puedes consigue el libro, hay una edición de bolsillo muy asequible, merece la pena ;)

Alex, me gustaría confirmarte si sale esa anécdota en el libro, pero lo tiene mi hermana en bcn y no lo puedo comprobar ahora. Sí que sabía de su manía a Hollywood, pero no que odiara a la Garbo (tampoco hasta el punto de cortarla a cachitos, jajajaja) de esa manera... Esos lapsus freudianos .... ;)

Mary Kate dijo...

Recuerdo haber leido el libro y tiene que estar por casa .Descon... siempre acabas consiguiendo que pase un buén rato rebuscando . Tengo que organizar esos estantes...pero nunca consigo ponerme de acuerdo conmigo misma sobre qué criterio seguir para ordenar libros , cd´s , dvd , videos...mi particular montañita ...de Fragguel Rock. Recuerdo la anecdota de que adivinaban la trama y el desenlace de una película , según quien había sido elegido para interpretarla , o quién iba a dirigirla etc...Y puedo aseguraros que yo hacia lo mismo con los capítulos de Perry Mason. A los cinco minutos ya sabia quién seria el muerto y quién el asesino. De verdad....Bueno no és que tuviera mucho mérito...pero una tiene también sus habilidades.

Lost in Translation dijo...

bonito blog! me gusta mucho!

Lo voy a poner en favoritos y me iré pasando para leerte :)
Espero volver pronto y tener fuerzas para hacerlo ya porque estoy echando de menos todo esto :S

Me encanta que me dejen mensajes como el tuyo, gente que me descubre y permite que les descubran. Volveré!

desconvencida dijo...

Bienvenida, Lost in translation, vuelve cuando quieras :)

Mary Kate, si vieras mis estantes... son un caos total. A mi no me pasaba con Perry Mason, pero sí con "Se ha escrito un crimen" de Angela Lansbury, jajaja, era fan de esa serie, y siempre jugaba a adivinar quien era el asesino... Bueno, es que yo de pequeña entre otras muchas cosas quería ser detective (pequeño guiño desde aquí a el detective amaestrado;). Mi madre aún recuerda con horror un domingo en que entraron a robar en nuestra casa de Madrid mientras comíamos fuera, le puse la casa pringada de polvos de talco para encontrar huellas dactilares!!! A mis padres también les hace gracia pensar que el segurata que nos enviaron esa tarde-noche en que teníamos la puerta reventada no era otro que Florentino Fernández!Jajaja. Alucino pero ya tiene página en la Wikipedia:

http://es.wikipedia.org/wiki/Florentino_Fern%C3%A1ndez

Mary Kate dijo...

Descon...esparciendo polvos de talco por toda la casa , buscando huellas ...y Florentino Fernandez de segurata en la puerta? Alaska , te hacia de canguro..seguro...!! Donde has vivido esa maravillosa infancia criatura???

desconvencida dijo...

En el Barrio de la Estrella de Madrid pasaba eso y más :D

desconvencida dijo...

Algún día tengo que ir a darme un paseo por allí,por cierto, no lo piso hace 13 años por lo menos...

conde-duque dijo...

jajaja, qué buena es esa historia, ¡¡¡y todavía no nos la habías contado!!!
¡Queremos más!

desconvencida dijo...

Mi vida no es nada interesante, en serio :P

Cowboy Bill dijo...

Gracias por la alusión al libro de Buñuel. Creo que me gustará. Lo buscaré en la biblioteca del barrio.

atikus dijo...

La verdad es que creo que Luis B. es uno de los más grandes de nuestro cine sino el más grande sólo con ver sus películas; desde "el Perro Andaluz" hasta "Viridiana" o "El Ángel exterminador" (mi favorita), pero discrepo con él ...y con alex :)...en cuanto a odiar a la Garbo porque no le mirara o le molestara el españolito, eso se llama complejo de inferioridad y por mucho directorazo que fuera si una diosa como la Garbo te ignora no es para ponerse asi! :)

 
Free counter and web stats